Cambios en el Gobierno, continuidad en la oposición

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Artículo de opinión de Cristina Monge  @tinamonge  publicado el 12 de julio de 2021 en InfoLibre (enlace).

Cambios en el Gobierno, continuidad en la oposición

Los análisis del cambio de Gobierno, hasta el momento, se han centrado en cuestionar la oportunidad del inmovilismo de Unidas Podemos, resaltar la clave interna de muchos de los cambios de los ministros y los colaboradores más próximos, subrayar que es un Ejecutivo con más mujeres, más joven, más cercano gracias a la incorporación de alcaldesas, etc. y poner las luces largas para destacar el potencial que esas mujeres jóvenes ahora promocionadas tienen como próximas lideresas, en algunos casos posibles candidatas a las elecciones autonómicas y a las secretarías generales de sus federaciones, como es el caso de Pilar Alegría en Aragón, Isabel Rodríguez en Castilla La Mancha o Raquel Sánchez en Cataluña.

A estas horas las dudas que flotan en el ambiente tienen que ver con el papel que asumirá Ábalos tras su salida del Ministerio y de la Secretaría de Organización del PSOE, o el rol que jugará una castellano–manchega al frente del Ministerio de Política Territorial en relación con la mesa de diálogo en Cataluña.

Como se ha dicho ya casi todo, en estas y otras páginas, me gustaría detenerme en otro enfoque. Porque en democracia, si importantes son los gobiernos, no lo es menos la oposición. Desde un punto de vista teórico se podría decir que una mejor oposición es garantía, o al menos acicate, para un mejor Gobierno. Insisto: desde un punto de vista teórico.

Así, merece la pena prestar atención a la reacción de la oposición, especialmente en el lado conservador. El Partido Popular, en lugar de aprovechar la ocasión para cuestionar la idoneidad de los que quedan, los perfiles de los que entran, o plantear asuntos de fondo sobre la estructura del Gobierno como tal, se ha limitado a decir que el problema es Sánchez y que sigue siendo un Gobierno con muchos Ministerios. Flaco favor le hacen los conservadores a su electorado y a España en su conjunto si, en lugar de articular una crítica razonada y argumentada, para la que seguro pueden encontrar buenas razones desde sus particulares enfoques políticos, descalifican la reforma como tal con trazo grueso y absoluto desprecio. Con un simple “el problema de España es Sánchez” se han despachado. En la misma línea se ha mostrado Arrimadas, señalando que es sólo un “cambio de caras”, y mucho más duro, fiel a su estilo, ha estado Abascal, hablando de cómplices y secuaces (no reproduciré aquí el literal). Sus argumentarios entroncan perfectamente con la tradición de la derecha española: no hay patria ni Gobierno ni instituciones si no la manejamos y enseñoreamos nosotros.

Un buen Gobierno necesita de una excelente oposición, pero para eso hay que estudiar. No vale con permanentes enmiendas a la totalidad. Desde que la parte conservadora de la oposición comenzó a cuestionar la legitimidad de este Gobierno, ha seguido por una ruta plagada de lugares comunes, descalificaciones personales, desdén altivo y desprecio de trazo grueso. Da la sensación de que no acaban de asumir que el Gobierno se formó de acuerdo con la norma democrática, que ejerce como tal desde su constitución y no hay de momento intención alguna de disolver Cortes y convocar elecciones, por lo que quedan más de dos años de gestión por delante. Dos años que los conservadores habrían de aprovechar para articular un argumentario de oposición o continuar como hasta ahora, “patada p´arriba”, Gobierno ilegítimo y convocatoria electoral.

Cristina Monge

Cristina Monge es politóloga y doctora por la Universidad de Zaragoza, donde elaboró, en el Departamento de Derecho Penal, Filosofía del Derecho, e Historia del Derecho, su tesis doctoral sobre la idea y práctica de participación en el movimiento del 15-M Máster en Unión Europea por la UNED, Postgrado en participación ciudadana por la Universidad de Zaragoza, Máster en comunicación política por la Universidad Autónoma de Barcelona, y experta en función gerencial de ONGs por ESADE. Profesora asociada de Sociología en la Universidad de Zaragoza y tutora de Sociología y Ciencia Política en la UNED, colabora en centros de formación como el INAP y en estudios de postgrado de distintas universidades en materias relacionadas con la participación ciudadana, la calidad democrática y la emergencia climática. Es asesora ejecutiva de Fundación Ecología y Desarrollo y miembro del consejo asesor de la Fundación Renovables. Analista política para El País, Cadena SER, TVE, Infolibre, Green European Journal, y miembro del consejo editorial de la revista Ethic. En Agenda Pública coordina la sección de Transición Energética. Es autora de la monografía 15M: Un movimiento político para democratizar la sociedad (PUZ, 2017), que recoge buena parte de su tesis doctoral, y co-editora de la colección Más Cultura Política, Más Democracia (Gedisa), en la que además ha publicado Hackear la Política (2019).

Más publicaciones y noticias

Proteger desprotegiendo

Artículo de opinión de Mikel Mancisidor @MMancisidor1970  el 28 de noviembre de 2021 en DEIA (enlace) Proteger desprotegiendo Celebro la decisión

Leer más »

Lortu arte

Artículo de opinión de Juanjo Álvarez  @jjalvarez64 publicado el 28/11/2021 en Noticias de Álava (enlace) Lortu arte Con un importante

Leer más »
Ir al contenido